La gamificación, fomentando experiencias de aprendizaje positivo.

La educación avanza, está en continuo cambio. Los modelos educativos van evolucionando y por suerte vamos dejando atrás ese dogma de “la letra con sangre entra”. Vamos entendiendo que el aprendizaje es algo personal, que  lo que para unos sirve para otros no. Algo tan simple como esto está costando mucho asimilar.

Es importante entender que si conseguimos que el aprendizaje parta de una motivación personal  va a darse una mejor asimilación de los contenidos. Además si fomentamos que el contexto de aprendizaje sea un experiencia positiva se realizará una mejor interiorización de los contenidos.

El modelo de gamificación consigue mediante una experiencia positiva de aprendizaje motivar al alumno para la adquisición de esos conocimientos, trasladando al ámbito educativo la mecánica de los juegos.

Además de poder incluir en los juegos cualquier temática que queramos impartir en el aula, es importante tener en cuenta que vamos a trabajar las funciones ejecutivas. Estas  son las que nos permite establecer, mantener, supervisar, corregir y alcanzar un plan de acción dirigido a una meta. Aquí incluimos la memoria funcional, la organización, la concentración, el control de impulsos, el manejo de la frustración, establecer prioridades, la atención…

Por otro lado la gamificación también permite trabajar habilidades sociales, trabajo en equipo, trabajo cooperativo, ya que en muchos de estos juegos podemos participar por equipos.

Otro beneficio que no podemos olvidar de esta técnica educativa es trabajo indirecto que se realiza en la tolerancia a la frustración.Muchos psicólogos señalan la importancia de los juegos para trabajar la tolerancia a la frustración. Los juegos nos ayudan a aprender a perder, nos enseñan que el factor suerte es importante (no todo es justo), nos hacen ser cognitivamente flexibles, ayudan a reducir la impulsividad, ya que tenemos que respetar los turnos…

Además también podemos utilizar esta técnica para trabajar el mundo emocional de los niños, enseñarles a identificar emociones y a expresarlas. Así mismo se puede aplicar para trabajar la autoprotección de los niños o para poder identificar situaciones de riesgo.

Las nuevas tecnologías nos ofrecen nuevas posibilidades de gamificación del aula con nuevas aplicaciones que nos permiten crear juegos interactivos sobre cualquier temática sobre la que queramos incidir.

Lo que está claro es que el mundo evoluciona, y como en otras áreas la educación se tiene que ir adaptando a las nuevas necesidades de una nueva sociedad. Esto exige un profesorado  y resto de profesionales implicados en la educación que también se encuentren motivados por seguir aprendiendo y evolucionando.

Desde el Centro Psicoeducativo Nahikari, Centro especializado en la atención del alumnado con dislexia, aplicamos la gamificación con la firme convicción que las experiencias de aprendizaje positivas facilitan un pleno aprendizaje de los contenidos. Os animamos a intentarlo en vuestra aulas y centros.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close